El brexit: en tiempos de tribulación no tomes decisión

El brexit: en tiempos de tribulación no tomes decisión

Valoración de 5 sobre 5
Escrito por publicada en Área Financiera Etiquetada , , , , , ,

Que el brexit genera incertidumbre es un hecho. La incertidumbre perjudica al comercio, que es en sí una actividad viva y se adapta a los cambios a gran velocidad.

En la Comunidad Valenciana, con gran actividad comercial, esa incertidumbre se traduce en posibles obstáculos al flujo comercial con UK, tal como lo conocemos. Y esos obstáculos se encuentran fundamentalmente en las aduanas, tanto reales como virtuales.

Hablamos de turismo y exportaciones, bienes y servicios que son un pilar de nuestra comunidad autónoma y representan más de 3.000 millones de euros y más de un tercio de la actividad turística total. Aun así, y sin ningún plan de desconexión encima de la mesa, no sólo se están poniendo ya parches antes de tener la herida en Reino Unido sino que ya se dejan sentir también aquí las consecuencias de la pura incertidumbre. ¿Exageramos?

Probablemente no. El brexit ha de salir mal, o corremos el riesgo de un grave efecto contagio. La libra esterlina lleva un 29% de depreciación desde mínimos, y las consecuencias para todos los que tengan que hacer pagos en euros son devastadoras. ¿Por qué? Porque para muchos un movimiento como este representa pasar en pocos meses de la rentabilidad a las pérdidas, y después al abandono de las relaciones comerciales. No para todos, pero sí para muchos, por ejemplo a los británicos endeudados en euros (felices propietarios de un apartamento en Alicante, por ejemplo, que querrán salir al mercado todos juntos).

Lo contrario también sería cierto si las cartas estuvieran sobre la mesa: La inversión en Reino Unido se ha vuelto comparativamente más atractiva, si no fuera porque hay muchas cartas que no han salido. Nadie sabe cómo se penalizará el comercio con Reino Unido, y ante la incertidumbre ya sabemos: “en tiempos de tribulación no tomes decisión”.

 

Artículo de opinión para la revista Valencia Plaza.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *